El SI y la mentira compulsiva

Pocas veces se ha visto una campaña tan pobre y plagada de mentiras y engaños. Un menosprecio a la inteligencia de la ciudadanía.

Discusiones superfluas, debates estériles, escaso análisis, mensajes confusos, haciendo foco en las menudencias y no en la sustancia. Mucha cáscara y poco contenido.

Parece que algunos quisieran evitar lo importante, que es informar y debatir con argumentos serios las bondades o no de los 135 art. que se pretenden derogar. Cuando por fin se decide ingresar en tema, se miente.

Y de la mentira es difícil volver, no hay retorno.

El Frente Amplio y el PITCNT han elegido ese denigrante camino para realizar su campaña en la búsqueda de derogar 135 artículos de la ley de urgente consideración. Todos los días aparece una mentira nueva o lo que es peor, las verdades a medias.

Es casi una adicción, en esa escalada de mentiras compulsivas. Se sienten raros diciendo la verdad y muy cómodos en la falacia.

No se hace por desconocimiento, error humano o falta de información, se miente con conciencia, alevosía y premeditación

El problema no radica en oponerse, en discrepar, en votar o no votar una ley o en la confrontación de ideas. El problema no está tampoco en las diferencias ideológicas y filosóficas, que siempre enriquecen y fortalecen la democracia y le aportan a la ciudadanía nuevos insumos y un abanico de posibilidades para poder definirse. Lo que no se puede permitir es una campaña basada en la mentira y el engaño.

Esperábamos que tal vez con la nueva presidencia del Frente Amplio, algo cambiara, el nivel mejorara, pero no, nos equivocamos, todo sigue igual.

Incluso si le sumamos el nombramiento del novel responsable de la campaña publicitaria el nivel empeoró.

Si, Esteban Valenti, es el publicista encargado de la campaña, el comunista que luego fue excomunista. El astorista que luego fue exastorista. El frenteamplista que luego fue exfrenteamplista y que ahora y después de frustrarse los desesperados acuerdos que intentó hacer con Mieres, quien huyó a tiempo, vuelve a ser frenteamplista. Si, ese mismo, al que hasta hace poco los frenteamplistas hacían cola para tildarlo de traidor y ahora pasó a ser el principal referente del Frente Amplio. El mismo que pidió perdón por los actos de corrupción en esa fuerza política o el que acusó a los gremios como los grandes culpables de frustrar los cambios en la enseñanza.

Pero el nuevo responsable de la publicidad ha querido llevar la discusión a un terreno fangoso, porque en el barro él se mueve como pez en el agua.

No se ha molestado en explicar ningún artículo de la LUC, solo se ha preocupado en hablar de la pantera rosa, intentando que este simpático animalito pueda definir una elección.

En su clara desesperación por ganarse a la tribuna que aún lo mira con desconfianza, miente a diestra y siniestra, intenta involucrar a Bordaberry en esa canallada y luego que Pedro lo pone en su lugar debe recular en chancletas.

Luego denuncia conjuntamente con su esposa un supuesto atentado al vehículo de esta, relacionándolo y culpando a la LUC. Aunque la policía científica confirma que la razón más segura del daño en la cubierta fue un “llantazo” contra el cordón.

A la mentira le suman además el ubicarse en papel de víctima.

Hablan de conspiraciones, manos negras, agitan cucos, demonios, ven fantasmas y hasta hacen referencia a una confabulación de la gigante Metro Goldwyn Mayer aceptando presiones para perjudicarlos. Seguramente a la MGM le preocupa mucho lo que suceda con el plebiscito.

Nadie habla de lo lógico, de la sustancia, de la ley, de los derechos de autor.

Todo parece como escapado de la más fantasiosa novela de Ray Bradbury.

Seguramente la idea es pescar algún incauto y fortalecer el fanatismo de los ya convencidos.

La realidad es otra, la que no dicen. Ellos lo que quieren es frenar el cambio. La LUC les importa poco, es el pretexto. Que quienes la ciudadanía eligió para gobernar no lo puedan hacer. Seguramente para volver a la política nefasta y que no tiene antecedentes en el país en materia de seguridad en donde pasamos de 9 mil rapiñas a 30 mil. Que nos llevó también al gran fracaso en políticas educativas y con un gran retroceso de la enseñanza en todos sus niveles. En que seamos conjuntamente con el país del dictador Maduro los únicos países sin portabilidad numérica.

Pero la mentira y el engaño tienen fecha de caducidad, porque la verdad siempre sale a la luz. Solo es cuestión de tiempo.

Ya han comenzado a quedar al desnudo esas mentiras, las vamos a ir enumerando:

MIENTEN cuando dicen que con la LUC se vendrán todos los males, casi similar a una de las plagas universales. Lo que no dicen es que la ley de urgente consideración está en vigencia hace casi dos años y ninguno, pero ninguno de esos males se ha podido constatar…todo lo contrario.

El Frente Amplio no solo votó más de la mitad de sus artículos, sino que incluso y aunque parezca mentira, pretenden derogar artículos que ellos votaron por unanimidad, como los relacionados a los combustibles (art 235 al 237 … de no creer

MIENTEN con una expresa mala fe al decir una y otra vez que con la LUC se pretende privatizar la enseñanza pública. Un nefasto spot publicitario plagado de mentiras con la complicidad de los principales dirigentes del PITCNT y del Frente Amplio que repiten la mentira. Ningún dirigente ha podido demostrar la veracidad de estos dichos, ni en que artículos de la ley se habla de privatizar la educación. Ahora algunos, solo algunos, cambian el discurso, reconocen tímidamente la mentira y hablan de eliminar ese spot después de mentir durante meses y sabiendo que se hizo con la clara intencionalidad de mentir

MIENTEN al intentar decir que con la LUC se pierde libertad, cuando sucede todo lo contrario. La LUC extiende y garantiza las más amplias libertades. Pero para todos. Libertad con la portabilidad numérica, libertad financiera, libertad e igualdad de derechos para el que decide hacer huelga, pero también para el que quiere trabajar, libertad de circulación. Libertad, libertad y más libertad

MIENTEN descaradamente al hablar de “desalojos express” diciendo que con la LUC a los inquilinos se los puede echar a los tres días. La ley de alquileres, la que todos conocemos, sigue y seguirá vigente sin ningún tipo de modificaciones. Los que han alquilado y quieren volver a alquilar bajo este régimen lo pueden seguir haciendo, como siempre. Lo que agrega la LUC es una nueva opción intentando cubrir una necesidad de los sectores más vulnerables, sobre todo de inmigrantes y de jóvenes que no tienen garantía ni dinero para depósito y que viven en pensiones y en muy malas condiciones. Poder alquilar sin garantía. Esta opción es un acuerdo de partes en donde como contrapartida se le debe brindar al propietario que se arriesgue y opte alquilar por esta alternativa la tranquilidad en caso de inquilinos malos pagadores de un desalojo más rápido.

MIENTEN al decir que con la portabilidad numérica se pretende liquidar ANTEL, en volantes callejeros de la Comisión pro-referéndum hablan de: “querer hacer pedazos ANTEL” como empresa pública y favoreciendo a las empresas multinacionales. Lo cierto es que, desde el 12 de enero, fecha desde la que está en vigencia la portabilidad, ha sucedido todo lo contrario. Ahora pegan una voltereta en el aire y con Michelini como vocero oficial, hablan de lo malo que sería ver a una ANTEL monopólica.

Increíble, pero cierto.

El principal beneficiario como siempre lo dijo la coalición republicana que gobierna es el usuario y su derecho y libertad de elegir con que empresa quiere estar y manteniendo el mismo número.

MIENTEN cuando dicen que ya no hay más representación docente en la enseñanza, cuando en realidad hay dos representantes de los docentes que incluso fueron electos recientemente. Lo que si se terminó en la enseñanza es con la joda, ese cogobierno, donde quien mandaba eran los gremios como FENAPES y no las verdaderas autoridades de la enseñanza. Donde hay investigadoras en curso, denuncias comprobadas de abuso y falsificación de horas sindicales.

No hubo mayor deterioro en la enseñanza y caída de valores que en los 15 años en los que gobernó el Frente Amplio. Es una realidad, los números lo demuestran.

MIENTEN cuando dicen que la LUC habla de eliminar la obligatoriedad de la educación inicial y del bachillerato y que no se compromete con mantener las escuelas de tiempo completo y liceos de tiempo extendido. Cuando la LUC mantiene la obligatoriedad en los mismos términos que fijaba la ley de educación del propio Frente Amplio, o sea desde los 4 años. Y nada cambia en referencia a las escuelas de tiempo completo y horario extendido.

MIENTEN cuando hablan que con la LUC se restringe el derecho de los trabajadores a la huelga, cuando lo que hace la ley es igualar derechos. Asegura el derecho del trabajador que quiere adherirse a la huelga y además le garantiza a quien no quiere parar el derecho de poder trabajar.

Acá el rey de los desalojos ha sido el Frente Amplio, quien con la policía y a fuerza del garrote desalojó por orden del expresidente Vázquez y de la ministra de Educación María Julia Muñoz a quienes ocuparon varios establecimientos. ¡¡Que poca memoria!!

MIENTEN al mencionar que en la LUC hay medidas que van dirigidas a incentivar el gatillo fácil y los abusos policiales y desde hace casi dos años que está en vigencia la ley y nada de eso ha sucedido.

Hubo en los últimos 18 meses, desde que la ley está vigente, 35 delincuentes abatidos, frente a los 47 abatidos en los últimos 18 meses en los que gobernó el Frente Amplio. Los números mandan.

Lo que si se ha podido percibir es que por algunas de las medidas incluidas en la LUC se ha contribuido con el descenso de los delitos. Una batería de medidas que incluye la LUC dirigida en ese sentido. Mejorar la seguridad y brindarle mayor respaldo y respeto a la fuerza dedicada a combatir en la primera trinchera de lucha al delincuente. Medidas que por cierto la ciudadanía reclamaba.

MIENTE el Intendente Lima que como la mayoría de los dirigentes frenteamplistas y del PITCNT se suman a esa avalancha de falacias y dijo en un reportaje radial que con la LUC se venía la privatización del portland. Cuando fue interpelado en varios momentos de la nota para que mencionara en que artículos de la ley se hacía referencia a eso, dio vueltas y vueltas y terminó cortando la entrevista…No supo, como era lógico, que decir.

La verdad, nunca se vio algo así

La campaña del SI, basada en la mentira, se ha convertido en una nueva pandemia.

La ciudadanía no es tonta, no hay que subestimarla. La mentira no pasará.

No hay dudas que el próximo 27 de marzo hay que votar NO

Compartir

Deja una respuesta