Prohibido pensar

Ricardo Acosta

El Frente Amplio le baja el pulgar a su secretario político por sincero y por decir lo que piensa?

Fue una voz solitaria o consensuada con el resto de la fuerza política?

Si no se repite el guión o libreto de los que están arriba, estás afuera?

Quien esta arriba?

Como dijo el Presidente: «quien gobierna al FA…?»

No es mi intención quebrar una lanza por Michelini, y sé que es la misma postura de muchos uruguayos, pero por qué acá tomaron una decisión tan rápida?

Lo que pasó con Sendic, sirvió para aprender que en éstas cuestiones no se pueden demorar?

No, para nada.

Un gran show mediático, un gran tirón de orejas en público, con un chas chas en la cola incluido.

El FA se dejó ganar por la tribuna, por algunas voces que gritaron sobre todo en las redes sociales.

Se apuraron.

Quien tomo la decisión?

Miranda?

Michelini no es una víctima.

Ser sincero no es un valor en si mismo.

Su franqueza empujo a su deseo interno de que todo se vaya al diablo.

Fue peor su justificación, que su declaración inicial.

Mataron al mensajero, que se inmoló por la causa.

El es responsable de todo?

No, es el indiscreto de esta historia.

El terminó diciendo, de forma muy clara lo que el FA realmente hizo durante todo el último año.

Pero como estamos viviendo el momento más crítico de la pandemia, tomaron esa decisión y lo sacaron.

No fue un pensamiento aislado, sino que proporcionó, una vez más, la prueba del comportamiento político de su fuerza política.

Sus amenazas, dejan en claro que no estaba a la altura de su cargo.

Le ganó la desesperación de ver que no llegan a las firmas que necesitan.

Hoy en plena decadencia política, sin los votos necesarios para integrar una banca, lo llevó hace algún tiempo a pedir a gritos un Ministerio, que Mujica no le dio.

A pata lo dejaron y casi llorando se fue.

El apellido que lleva es muy fuerte, tal vez ese ha sido su gran estigma durante toda su carrera politica.

En la política no hay muertos sino heridos de gravedad.

Compartir

Deja una respuesta